Noticias Sobre las Ventajas de una Buena Nutrición

jul
2010
17

posted by on Uncategorized

No comments

Una buena nutrición previene la pérdida de visión

Una alimentación sana y equilibrada trae muchos beneficios para la salud y uno de ellos parece ser la reducción de la pérdida de la visión causada por la degeneración macular asociada a la edad y por otras patologías que afectan a los ojos.

Una buena nutrición previene la pérdida de visión

Una alimentación sana y equilibrada trae muchos beneficios para la salud y uno de ellos parece ser la reducción de la pérdida de la visión causada por la degeneración macular asociada a la edad y por otras patologías que afectan a los ojos.

A dichas conclusiones llegó una investigación realizada por la Universidad de Tufts (Estados Unidos).

Los problemas de la visión y el costo que implican a nivel de calidad de vida y salud pública tienden a aumentar con el paso de los años en parte por el incremento en la expectativa de vida. Al haber más adultos mayores se detecta una mayor proporción de males como la degeneración macular.

UNA GRAN CAUSA DE CEGUERA

La degeneración macular asociada a la edad representa la principal causa de pérdida de la visión en las personas mayores de 60 años. Esta patología se desarrolla en la mácula, la parte central de la retina que permite una visión nítida de los detalles. La visión periférica, por el contrario, permanece intacta.

El primer síntoma suele ser la visión borrosa en el centro del campo visual y la necesidad de más luz para ver. Al avanzar la enfermedad aumenta la porción poco nítida del campo visual y comienza a ser difícil la realización de las tareas diarias.

Aún no se cuenta con una cura para esta patología pero diversos tratamientos frenan el avance de la degeneración macular. El diagnóstico precoz es fundamental ya que la visión perdida no se puede recuperar.

LOS NUTRIENTES CLAVE

Los investigadores trabajaron con 4000 hombres y mujeres de 55 a 80 años de edad y analizaron su consumo de los distintos tipos de nutrientes. A continuación cotejaron sus hábitos alimenticios con la posible pérdida de visión a causa de diversas enfermedades, y publicaron sus conclusiones en la revista Ophthalmology.

Los autores notaron que consumir regularmente una buena ingesta de nutrientes en combinación con carbohidratos de bajo índice glucémico (es decir, los que se asimilan lentamente) parece proteger a las personas de la degeneración macular asociada a la edad.

Los nutrientes que resultaron ser más esenciales incluyen a la vitamina C, vitamina E, cinc, luteina, zeaxantina y los famosos ácidos grasos omega-3.

Tomado de: www.neomundo.com.ar

Elimine toxinas

Es aconsejable incluir en la dieta una serie de alimentos depurativos para ayudar a excretar los desechos, aumentando la eliminación líquida con la orina y facilitando la evacuación, de esta manera se mejora la circulación de la sangre y la linfa.

EFE(EFE)

Imagine un arroyo de aguas puras y cristalinas que circulan en medio de la naturaleza sin recibir ningún tipo de contaminación. Ahora imagine que ese límpido caudal de agua comienza a recibir los vertidos provenientes de una fábrica química o las alcantarillas de una ciudad, y que además se convierte en el vertedero de todo tipo de basuras y escombros.

Al cabo de un tiempo el agua se enturbia y la vida se va apagando en ese arroyo, dónde comienzan a aparecer focos de putrefacción e infección. Sus aguas se convierten en el caldo de cultivo de gérmenes, que proliferan y amenazan a todo el ecosistema vecino, sobre todo sus riberas.

“Algo similar a lo sucede en la naturaleza de la cual formamos parte y con al cual compartimos muchas semejanzas, sucede en el cuerpo humano, en el cual se va acumulando todo tipo de desechos, que lo van intoxicando poco a poco”, señala el doctor Santiago de la Rosa Iglesias, Presidente de la Comisión de Acreditación de los Médicos Naturistas del Colegio Oficial de Médicos de Madrid, especializado en dietética y nutrición, homeopatía y acupuntura.

Azúcares, aditivos, conservantes, grasas, elementos tóxicos o agresivos provenientes, tanto del ambiente como de diversos productos químicos, sustancias orgánicas de desecho o radicales libres, son elementos que aceleran la oxidación de las membranas celulares.

“Cuando éstas y otros tipos de toxinas circulan por la sangre, invadiendo los tejidos y las células, se genera un proceso de deterioro e intoxicación, que va mermando diversas funciones, desde las defensas orgánicas hasta la oxigenación y la digestión”, señala de la Rosa.

Según el experto, si esta situación de intoxicación persiste y no se corrige, y la acumulación de toxinas supera la capacidad del cuerpo de deshacerse de ellas, entonces llega la enfermedad.

LOS ALIMENTOS QUE DESINTOXICAN

Para prevenirla la acumulación de toxinas o eliminarlas del cuerpo, el doctor de la Rosa aconseja incluir en la dieta de forma habitual una serie de alimentos que son altamente depurativos: berros, pan integral, manzana, cebolla, aceites de linaza y oliva virgen, uvas, alcachofas, perejil, apio, melocotón, espárragos, yogur, limón y mango.

Además de estas medidas dietética, para eliminar toxinas también

es importante respirar aire fresco y mantener los pulmones limpios, según el médico naturista.

“Para mantener el organismo limpio, hay que eliminar o reducir al mínimo el consumo de tabaco, con el cual se aspiran cientos de sustancias tóxicas, que pasan de los pulmones a la sangre y al resto de cuerpo. En lo posible, hay que dormir con una ventana abierta o usando un ionizador para purificar el aire, y pasar algún tiempo al día respirando profundamente en el ambiente más puro como puede ser un parque”, aconseja De la Rosa.

La hidratación es clave, según el especialista, para ayudar a excretar los desechos, aumentar la eliminación líquida con la orina y facilitar la evacuación, con lo que se logrará mejorar la circulación de dos fluidos claves para la depuración: la sangre y la linfa.

El doctor De la Rosa recomienda beber entre dos y medio y tres litros diarios de agua. Pero una buena hidratación, además de obtenerla de forma directa con los líquidos que se beben habitualmente, se puede conseguir tomando comidas ricas en agua, como las frutas y verduras, de las que también se puede beber su zumo.

Otra gran ayuda para una dieta depurativa, que nos aporte los nutrientes que favorecen el procesado y la eliminación de las toxinas y evite los alimentos que las contengan o generen, consiste en practicar un ejercicio de forma regular, según señala el experto.

“La actividad física aumenta la actividad linfática, produce orina, anima a los intestinos a trabajar, a la vez que incrementa la circulación y oxigenación de la sangre, la actividad hepática, la sudoración y la espiración”, explica De la Rosa.

“El consejo de huir del sedentarismo y efectuar treinta minutos diarios de gimnasia suave, bicicleta o caminata, no sólo es válido para mantener en forma el sistema cardiovascular, sino también para acelerar el proceso de desintoxicación dietética”, señala.

Tomado de: http://salud.latam.msn.com/xl/latinoamerica/articulo_efe.aspx?cp-documentid=26498340

Alimentos curativos

Los doce alimentos con poderes curativos(MorgueFile)

Los alimentos orgánicos son una parte fundamental de la dieta de cualquier persona y contribuyen a que el cuerpo humano funcione de la mejor formas posible. Si bien hay muchos alimentos que realizan aportes al buen funcionamiento del organismo, en esta lista podrás conocer a aquellos doce que ayudan a sanar al cuerpo. Cada una de estas comidas contiene propiedades particulares que activan efectos curativos que van desde el control en la presión sanguínea, hasta la lucha contra diversos tipos de cáncer. Conoce todos los aportes de estos doce alimentos, y comienza a incluirlos en tu dieta para mejorar tu estado de salud.

Kiwi

Esta fruta es una gran fuente de vitamina C, incluso duplicando la cantidad ofrecida por la naranja. Los fitonutrientes, minerales y vitaminas que se encuentran en el kiwi ayudan al cuerpo a protegerse contra enfermedades cardíacas y respiratorias, infartos y cáncer. A su vez, el kiwi contribuye a la reducción de la presión arterial y al nivel de colesterol. Por todas sus propiedades, es utilizado como parte de dietas especiales para pacientes con cáncer o afecciones cardíacas.

Zanahorias

Las zanahorias son una gran fuente de potentes antioxidantes conocidos como carotenoides, que se asocian a una baja en el riesgo de desarrollar diversos tipos de cáncer. Además, los nutrientes presentes en ellas inhiben enfermedades cardiovasuclares, estimulan el sistema inmune, promueven la salud del colon, y de oídos y ojos.

Col verde

Las coles verdes son muy nutritivas y tienen poderosas propiedades antioxidantes y antiinflamatorias. También es una gran fuente de calcio y hierro, y de un compuesto llamado sulforafano, que ayuda en la lucha contra el cáncer. También contribuye al cuidado del corazón, gracias a sus altos niveles de vitamina K, y a fortalecer los huesos, gracias al calcio.

Habichuela

Son una comida casi milagrosa. Contribuyen al descenso de los niveles de colesterol, regulan el azúcar en sangre y la proudcción de insulina, promueven la salud digestiva y protegen contra el cáncer. A su vez, son fuente de fibras, proteína y antioxidantes.

Dientes de león

Las mismas plantas consideradas como maleza en numerosos jardines tienen una larga tradición de ser usadas como hierbas curativas en culturas de todo el mundo. Estas plantas crudas son fuente de vitaminas K, C, y A, calcio hierro, fibra y potasio. A su vez también fue usada durante siglos para tratar la hepatitis, y desórdenes del riñon e hígado.

Berro

Entre las virtudes del berro no sólo se encuentra el alto nivel de nutrientes que aporta al cuerpo, sino que aporta una dosis mínima de calorías. También es gran fuente de calcio, vitamina C y hierro. Su consumo ayuda que las células de la sangre lleven oxígeno a los tejidos del cuerpo para proveer energía. Además, varios de sus compuestos ayudan en la prevención contra distintos tipos de cáncer.

Brócoli

El brócoli es uno de los alimentos que concentra mayor cantidad de propiedades para el estímulo del buen funcionamiento del organismo. Esta verdura es fuente de vitaminas C, K, A y B, así como de hierro, fibra, azufre, proteínas, y folato, compoente necesario para la producción y mantenimiento de nuevas células. Todo lo que aporta el brócoli ayuda en la lucha contra el cáncer, protegen contra las enfermedades del corazón, así como también en la protección de la estructura del ADN.

Cerezas

Las cerezas tienen una gran cantidad de poderes curativos. Son fuente de nutrientes y sustancias que ayudan a combatir inflamaciones y cáncer. También cuentan con propiedades antivirales y bacteriales. Algunos de sus compuestos inhiben el crecimiento de tumores, e incluso generan la muerte de células cancerosas, sin afectar a aquellas sanas. También cuentan con compuestos que ayudan a reducir el nivel de ácido úrico, y de esta forma se reduce un estimulante de la gota. Su consumo reduce el riesgo de ataques cardíacos e infartos.

Repollo

El repollo es una excelente fuente de vitaminas C, K y B6. A su vez, también aporta manganeso, fibra y folato. El consumo de este crucífero ayuda a tener huesos fuertes, reduce las reacciones alérgicas y inflamaciones, y promueve la salud intestinal. También ayuda a sanar úlceras y lleva beneficios al sistema cardiovascular, impidiendo la formación de placa en los vasos sanguíneos.

Guayabas

Las guayabas tienen más concentración del antioxidante licopeno -que combate el cáncer- que cualquier otra fruta o vegetal. El licopeno protege las células sanas de los radicales libres que causan todo tipo de daños, desde el bloqueo de arterias, hasta problemas en el sistema nervioso. Estudios también revelan que este componente también ayuda a proteger contra enfermedades cardíacas.

Cebollas

La cebolla no sólo contiene potentes enzimas que luchan contra el cáncer, sino que su consumo también se asocia a una reducción en la mortalidad por enfermedades coronarias. Además, tiene componentes que ayudan a recucir la presión sanguínea y el colesterol, y que previenen la pérdida de calcio y otros minerales en los huesos. A su vez, tienen un gran poder antioxidante, y aumentan los niveles de vitamina C. Tienen efectos antivirales y bacteriales, entre otras propiedades.

Espinaca

Si bien es conocido casi por todos que la espinaca cuenta con grandes aportes a la salud, quizás no se conocen todos beneficios. Entre ellos se encuentra la protección contra la pérdida de visión, el estímulo del funcionamiento cerebral, la protección contra diversos tipos de cáncer, enfermedades coronarias, demencia e infartos. También disminuye el nivel de presión sanguínea, tienen propiedades intiinflamatorias y contribuye a la salud de los huesos. La espinaca también cuenta con una gran cantidad de nutrientes y vitaminas.

Tomado de: http://salud.latam.msn.com/xl/fotogaleria.aspx?cp-documentid=25960501

El abecé del té y sus propiedades

Descubra las bondades del té

Distintos estudios muestran que el té, en todos sus tipos, es cardio saludable.

Retrasa el envejecimiento, protege el corazón y tiene efectos diuréticos.

No es gratuito que la oferta de té, en todas sus variedades, sea cada vez más grande. Además de tener un sabor agradable, se dice que estimula la circulación, mejora la digestión, es cardiosaludable y ayuda a retrasar el envejecimiento.

Los distintos tipos de té provienen de la misma planta (la  camellia sinensis ) y todos contienen, en diferentes proporciones, teína, principio activo análogo a la cafeína del café. Sus variedades dependen de la preparación; por ejemplo, el té negro atraviesa por un proceso de fermentación, mientras que el verde no.

Las hojas con las que se prepara el té blanco son los primeros brotes de la planta, y las del rojo se secan, se fermentan y se almacenan durante años. Estudios hechos en Japón y Estados Unidos le atribuyen la propiedad de ayudar a reducir en un alto porcentaje la probabilidad de infarto.

Además, los aceites esenciales de esta bebida ayudan a aumentar los flujos gástricos y favorecen la digestión, razón por la cual puede tomarse después de las comidas. Al té, además, se le reconoce poder antioxidante, dada su concentración de flavonoides.

Además de neutralizar los radicales libres, que destruyen y envejecen las células y los tejidos, mejora la circulación. También tiene efectos diuréticos, razón por la cual ser recomienda a aquellos que sufren de edemas o retención de líquidos.

Los tés que venden preparados tienen beneficios similares a los naturales, aunque la cantidad de antioxidantes es menor: mientras que una taza natural de té tiene entre 50 y 150 mg de polifenoles, las versiones instantáneas tienen 37 mg, en promedio.

Sin embargo, cuando los productos no tienen preservativos ni conservantes químicos y son preparados con hojas de té, mantienen sus propiedades más importantes.

Aunque no tiene mayores contraindicaciones, no se recomienda a personas afectadas por úlceras, gastritis, reflujo y arritrmias cardíacas.

Fuentes: Six Tea (www.sixtea.com.co, teléfono 3179147, en Bogotá). Catalina Arévalo Herrera, nutricionista dietista de la Universidad Nacional. The Tea House, en Bogotá.

¿Qué beneficio busca?

Té negro:  a esta variedad se le reconoce la propiedad de disminuir los niveles de azúcar y de colesterol ‘malo’ (LDL) en la sangre, por lo que se recomienda a personas afectadas por enfermedades coronarias y diabetes. Se dice que sus propiedades antioxidantes hacen más lento el proceso de envejecimiento celular.

Té verde: distintos trabajos le atribuyen un mayor poder antioxidante y la capacidad de inhibir la absorción del colesterol malo, de prevenir las caries (en Japón, los niños lo beben después del almuerzo por el flúor que contiene), de reducir la presión, de prevenir el crecimiento de células cancerígenas y de mejorar el metabolismo. También previene la celulitis.

Té blanco: la propiedad más preciada de esta variedad es su elevado nivel de antioxidantes, siendo casi tres veces mayor que el de las otras. Los polifenoles (antioxidantes) fortalecen las defensas y neutralizan los radicales libres.

Té rojo: refuerza el metabolismo del hígado y contribuye a la asimilación de los niveles de alcohol en la sangre. Por esta razón suele recomendarse para mitigar los efectos del guayabo.

Alimentos indispensables para el hombre actual

Se necesitan algunos nutrientes para mejorar ciertos aspectos en la calidad de vida.

Al igual que las mujeres, los hombres necesitan de algunos alimentos para mejorar aspectos en su calidad de vida. Te invitamos a conocerlos.

Acostumbrados a comer y beber el doble que las mujeres, el “sexo de la testosterona” se preocupa en un muy bajo porcentaje de investigar y consumir aquellos productos que le hacen bien.

Quizás sean las mismas necesidades biológicas las responsables de estas notorias diferencias, pero también sucede que, al momento de reaccionar y querer revertir problemas provocados por la mala alimentación, el proceso se torne mucho más complicado.

Se sufre de muchos males por la alimentación. Por ejemplo, para los molestos dolores de cabeza, muchas veces los médicos aconsejan a quienes sufren de dolor de cabeza y altos niveles de estrés, que siempre tengan cerca un puñado de frutos secos.

Son ricos en magnesio, que se sabe reducen los dolores de cabeza y son un buen calmante para la tensión.

Por otro lado, grasa proveniente de carnes y frituras, sumados a los indeseables efectos que suelen provocar algunos fermentados como la cerveza en tu estómago, se acumulan y se vuelven casi irreversibles con el tiempo.

¿Se puede evitar? Por supuesto que sí. Una buena alimentación es la clave de todo, dependiendo de aquellos aspectos que un hombre desee cuidar o recuperar.

Precisamente para facilitar la tarea, te entregamos la siguiente lista con recomendaciones adecuadas para el objetivo al que desees apuntar.

PARA LA FERTILIDAD

Al adquirir semillas de sésamo llevas a tu casa un producto con alto contenido del aminoácido arginina, que interviene en la síntesis de óxido nítrico.

¿Para qué sirve? Se trata de un compuesto que mejorará el flujo sanguíneo a través de las arterias y también en otras partes de tu cuerpo.

Por otra parte, las semillas de sésamo se recomiendan en periodos de debilidad o anemia por su contenido en hierro y como un alimento que previene la infertilidad masculina gracias a su aporte en zinc.

PERFECTO PARA TUS MÚSCULOS

Robert Wolfe, especialista en envejecimiento y longevidad de la Universidad de Arkansas, EU, asegura que existe una conexión directa entre la masa muscular y la buena salud.

Tomando en cuenta aquello, recomienda incluir:

· Pescado: sobre todo los más ricos en ácidos grasos esenciales Omega-3, como el atún, salmón, sardinas enlatadas o la trucha arcoiris. Este alimento contiene aminoácidos necesarios para que el organismo produzca músculo y para la reparación de los tejidos.

· Huevos: no sólo aportan las proteínas necesarias para los músculos sino también energía sostenida y fácilmente accesible para el organismo.

· Carnes rojas moderadas: ya que aportan proteínas. Además, contienen vitamina B12.

ALIMENTO PARA LA PRÓSTATA

Uno de los mayores problemas para los hombres adultos son los indeseables problemas a la próstata.

Para reducir la probabilidad de sufrir de las enfermedades relacionadas con esta zona, los nutriólogos suelen recomendar las nueces brasileñas o almendras, ya que éstas contienen un alto nivel de selenio, mineral que reduce el riesgo del cáncer de próstata.

Pero debes ser cuidadoso al consumirlo; una dosis diaria no debe superar los 400 microgramos, considerando que cada una contiene unos 100 microgramos.

PARA MEJORAR TU RENDIMIENTO EN EL TRABAJO

Generalmente el ritmo de trabajo obliga a los hombres a comer muy rápido e incluso frente a la computadora, hábito que resulta muy perjudicial para tu rendimiento diario.

Más allá de considerar al desayuno como el alimento más importante del día, unas frutas entre éste y la comida puede resultar muy útil para mantenerte despierto durante esas horas.

Asimismo, mantenerse bien hidratado es fundamental para que tu cuerpo y cerebro funcionen bien. No olvides tener una botella siempre cerca. Es recomendable beber por lo menos un vaso de agua al despertar y en ayunas, así se activan los mecanismos de limpieza del organismo.

SI BUSCAS CUIDAR TU CORAZÓN

Una mala alimentación termina por deteriorar la salud y estado de este órgano vital. Es por eso que dentro de tus hábitos debes contemplar de una dieta balanceada libre de grasas saturadas, pero no sólo eso.

La manzana, por ejemplo, no debe estar ausente de tu dieta si quieres que tu corazón goce realmente de un buen estado. El consumo de una manzana o un jugo de ella al día, influyen en la oxidación del colesterol malo, con lo que se evita la acumulación de grasas en las venas y arterias. Además, su cáscara es rica en antioxidantes que previenen el envejecimiento prematuro.

Algo similar sucede con la cebolla, que tiene la capacidad de proteger este órgano y las arterias, previniendo la coagulación. Recientes estudios demostraron que también tiene la capacidad de contrarrestar los efectos de la grasa en el cuerpo.

PARA ESOS MOLESTOS DOLORES DE CABEZA

Muchas veces los médicos aconsejan a quienes sufren de dolor de cabeza y altos niveles de estrés, que siempre tengan cerca un puñado de frutos secos.

Son ricos en magnesio, que se sabe reduce los dolores de cabeza y es un buen calmante para la tensión.

Tomado de: http://www.estilohoy.com/interior/index.php?p=nota&idNota=94163

Dieta para el hombre para la búsqueda de un embarazo

¿Por qué es importante comenzar una dieta sana antes de buscar un embarazo?

Al igual que la alimentación en la mujer, los hábitos alimenticios y la fertilidad son dos temas estrechamente ligados en el hombre. La nutrición tiene una incidencia directa sobre la calidad y el conteo espermático. Por esta razón una alimentación sana y equilibrada en los futuros papás aumentará las posibilidades de un embarazo.

Estudios recientes indican que la ingesta de algunos minerales, vitaminas y sustancias, como el zinc, el calcio, el ácido fólico, la vitamina, E, D y el betacaroteno impactan directamente en la calidad de los espermatozoides.

Es importante saber que la incidencia de infertilidad en el hombre es del 50%, por lo que su estado de salud es tan importante como el de la mujer al momento de buscar un embarazo.

Además, se ha estudiado la asociación que existe entre bebés de menos peso al nacer (en promedio 200 gr. menos) con padres que bebieron en exceso durante un mes previo a la concepción.

Otras investigaciones también han descubierto que estimulantes o relajantes pueden intervenir en la fertilidad masculina. En el caso de relajantes, particularmente la marihuana (THC), hace que los espermatozoides naden con un movimiento anormal, no coordinen los tiempos, y sean incapaces de sujetarse al óvulo. Por el contrario, estimulantes como el café (cafeína) mejora la movilidad de los espermatozoides y por lo tanto, aumenta las posibilidades de embarazo.

¿Qué debo evitar y qué es aconsejable?

El alcohol

Es recomendable que suprimas o dismimuyas la ingesta de bebidas alcohólicas. Beber una copa de vino o cerveza ocasionalmente no influirá sobre la calidad del esperma pero sí su consumo diario. El alcohol interfiere a nivel hormonal, disminuyendo los niveles de testosterona y la cantidad de espermatozoides, como también su calidad. Si buscan un embarazo lo ideal es que reduzcas la ingesta de alcohol durante 3 meses antes de la concepción.

La cafeína

Es recomendable que ingieras de 1 a 2 tazas de café por día (no más), como explicamos anteriormente la cafeína mejora la movilidad de los espermatozoides. y en consecuencia facilita su llegada al óvulo.

Ácido fólico

La cantidad diaria recomendada es de 400 microgramos, el equivalente a 0,4 miligramos. Pudes obtener esto mediante su suplementación medicamentosa o bien con alimentos que lo contengan, como cereales enriquecidos o verduras. Una porción de espinacas crudas contiene aproximadamente 100 microgramos de ácido fólico (0,1 mg.). También puedes incorporar a tu dieta otros alimentos que lo contienen como legumbres y jugo de naranja. Los hombres con baja cantidad de ácido fólico en la dieta presentan menos cantidad de espermatozoides.

Vitamina C

Es muy importante también el consumo de esta vitamina para favorecer la motilidad y calidad del esperma. Puedes encontrar esta vitamina en los cítricos. Un vaso de jugo de naranja contiene aproximadamente 150 mg. de vitamina C. Un vaso al día de jugo de naranja cubre las necesidades para contribuir con tu fertilidad. Recuerda que fumar reduce los niveles de vitamina C, por lo que recomendamos, si eres fumador, tomar dos vasos de jugo de naranja al día.

Vitamina D

Esta vitamina también mejora la fertilidad en el hombre. Los alimentos más ricos en vitamina D son el aceite de hígado de bacalao y los pescados como el salmón, atún, caballa y arenque. También está presente en la leche, levadura y en la yema de huevo. La dosis mínima recomendada es de 400 U.I. ó 10 mcg. por día, que es lo que aporta aproximadamente 1 porción de salmón de 100 gr. ó 4 vasos de leche (100 U.I. por vaso).

Vitamina E

La ingesta de este antioxidante es beneficiosa para la motilidad de los espermatozoides. Se encuentra en aceites vegetales como el de girasol, maíz, soja y oliva, en cereales como el trigo, frutas secas como avellanas, almendras, maníes y nueces, en vegetales como la soja, también en el germen de trigo y la levadura de cerveza. La ingesta recomendada es de 10 mg. diarios. 20 gr. de aceite de girasol aportan 10 mg. de vitamina D, 100 grs. de almendras o avellanas aportan 25 mg. y 100 grs. de soja aportan 13 mg. de esta vitamina.

Calcio

Se recomienda la ingesta diaria de 1.000 mg. de calcio. Los alimentos lácteos como la leche, el queso y los yogures son su principal fuente. Un vaso de leche contiene 300 mg. y un pote de yogur alrededor de 400 mg.

Zinc

La deficiencia dietaria de este mineral interfiere en los niveles normales de testosterona y en la cantidad del líquido seminal. La dosis recomendada es de 10 mg. diarios. La fuentes con mayor contenido de zinc son las carnes rojas, el hígado y los cereales fortificados. Una porción de carne de lomo de 100 gr. contiene aproximadamente 5 mg.

Betacaroteno

El betacaroteno es una sustancia que está presente en frutas y verduras de color naranja o rojo como por ejemplo, las naranjas, la remolacha, el tomate o zanahoria, entre otros y también en alimentos de origen animal como los huevos y el hígado de vaca. Es un poderoso antioxidante de las células y por esta razón retrasa su envejecimiento por lo que también actúa directamente sobre los espermatozoides. Además tiene la capacidad de convertirse en vitamina  A cuando ésta falta en el organismo. La dosis diaria recomendada es de 9 mg. diaria. Puedes aportarlo a tu organismo agregando a tu dieta 200 g. de zanahorias cocidas ó 4 huevos ó solamente 25 gr. de hígado por día.

¿Es aconsejable que ingiera algún suplemento multivitamínico?

Lo ideal es que tus necesidades alimenticias estén resueltas con una dieta equilibrada, pero debido a que en líneas generales el hombre hoy en día no se alimenta correctamente, podría entonces necesitar suplementación adicional. Tomar algún suplemento multivitamínico al menos durante 3 meses antes de la concepción te proporcionará los nutrientes necesarios para alcanzar una mayor fertilidad y una concepción más rápida. Recuerda que un suplemento dietario es una salvaguardia y no un sustituto de la alimentación convencional. Asimismo, los complejos vitamínicos pueden contener megadosis de ciertas vitaminas y minerales que puedan resultar dañinos, por lo que siempre es consejable consultar al médico antes de automedicarse.

Tomado de:  http://www.babysitio.com/solo_padres/solo_padres_dieta.php

Atención al cambio en las rutinas alimentarias

Salud de los niños

Los excesos de azúcares y grasas pueden causar indigestión.

Es común que en las vacaciones y en las épocas de festividades, las personas coman más.

En el caso de los pequeños, hay una tendencia a consumir proporciones superiores a las necesarias para la edad y la etapa de desarrollo en la que se encuentran.

“En la niñez, este incremento desmesurado de alimentos de predominio azucarados, sumado a la introducción en la dieta de diversas preparaciones e ingredientes, puede causar desde indigestiones hasta alteraciones gastrointestinales”, dice Luz Helena Castaño Torres, nutricionista y dietista del Centro Colombiano de Nutrición Integral (Cecni).

De la misma forma, una alimentación rica en azúcares y grasas de mala calidad promoverá la formación de tejidos, susceptibles a la aparición de enfermedades, señala Silvana Dadán, magíster en nutrición clínica.

Por eso, es importante mantener las rutinas alimentarias usuales, y prevenir e identificar si los malestares son causados por un exceso en el consumo de los alimentos, por alergias o por intoxicación.

Prevenga las molestias alimenticias

Exceso en consumo de alimentos

1. Trabaje en la formación de hábitos saludables

2. Fomente una alimentación completa. Debe incluir un aporte necesario de nutrientes, según las necesidades propias de la etapa de crecimiento y desarrollo que está viviendo el niño.

3. Es importante la educación y el ejemplo que los padres ofrecen a sus hijos, pues ellos aprenden a través del ejemplo.

Alergias alimentarias

1. Recuerde que alimentos como las fresas, los mariscos, el maní, entre otros, generan alergias.

2. Tenga presente los alimentos que consumió su hijo antes de presentar cualquier sintomatología y consulte a su médico.

Intoxicaciones alimentarias

1. Revise la fecha de vencimiento y condiciones de almacenamiento de los alimentos.

2. Tenga buena higiene con los alimentos y los elementos culinarios.

3. Los niños deben tener las manos limpias antes de comer.

Tomado de: http://www.eltiempo.com/vida-de-hoy/salud/atencin-al-cambio-en-las-rutinas-alimentarias_8695661-4

Que hay que comer para evitar los dolores de cabeza

Los pacientes genéticamente susceptibles a las crisis migrañosas deben realizar 4 comidas diarias, 2 colaciones y pasar de largo ciertas sustancias que se encuentran en algunos alimentos y bebidas. ¿Cuáles alimentos hay que evitar y cuales elegir?

Que hay que comer para evitar los dolores de cabeza

Es clásica la escena luego de las fiestas, tanto de Navidad como de fin de año: nos levantamos no sólo cansados porque quizás dormimos poco sino también con un inexplicable y agudo dolor de cabeza.

Quizás no tomamos alcohol o no escuchamos música a todo volumen hasta la madrugada como para encontrar la razón del dolor, pero lo que no se sabe es que algunos alimentos y bebidas como las nueces que adornan la mesa dulce junto con las confituras que tienen chocolate; el condimento del vithel toné y la copita de champagne que tomamos para brindar, desencadenaron esa migraña.

Es necesario aclarar que hay personas con predisposición hereditaria para padecer esta enfermedad y por eso es importante que conozcan las sustancias que poseen ciertos alimentos y bebidas que pueden disparar crisis intensas de dolor de cabeza de tipo migrañoso, para evitar su consumo y tratar de no combinarlos.

Es también fundamental explicar que una dieta “sana” no es lo mismo que una buena dieta para un paciente con migrañas frecuentes, ya que muchos alimentos que son adecuados para una dieta saludable pueden contener sustancias capaces de desencadenar dolores de cabeza.

MALOS HÁBITOS

Los malos hábitos alimenticios, como el ayuno, pueden también desatar una crisis migrañosa que durante el día dificultará las tareas, incluso pueden llegar a anularlas deteriorando la calidad de vida.

Dentro de la gran cantidad de desencadenantes, el ayuno es referido por el 40% de las personas y el 20% reconoce un factor alimentario como disparador.

¿QUÉ ALIMENTOS EVITAR SI SE PADECE MIGRAÑA FRECUENTE?

* Es aconsejable dentro de los lácteos elegir quesos descremados o enteros que sean blandos o untables, la leche fluida o en polvo y evitar los quesos duros, el yoghurt y la leche chocolatada.

* En el grupo de las carnes se deben evitar los embutidos: las salchichas, el jamón, la panceta, el salame, la bondiola, las conservas cárneas enlatadas, los alimentos preelaborados, congelados y empanados como hamburguesas y patitas y enlatados como atún, bacalao y caviar. Dentro de este grupo se aconseja la elección de carne vacuna, de ave, pescado y huevos frescos.

* En cuanto a los vegetales y frutas se recomienda evitar el tomate, la espinaca, la acelga, la banana, los cítricos, el kiwi y la frutilla; y sí optar por zapallitos, lechuga, berenjena, coliflor, papa y ahora en el verano aprovechar la época de durazno, damascos, ciruelas, ananá, sandía y melón.

Acostumbramos tanto en Noche buena como en fin de año, servir una gran mesa dulce con confituras, turrones y pan dulce. Los migrañosos deben tener en cuenta y saber que deben evitar las frutas secas como las almendras, las nueces, las avellanas, el maní y las frutas desecadas como los orejones y las pasas de uva, porque ayudan a desatar dolores de cabeza.

* En cuanto a los cereales y sus derivados, hay que evitar las galletitas saborizadas, los panes de levadura frescos y panificados que tengan chocolate y/o nueces; así como también legumbres: lentejas, porotos, garbanzos, arvejas. Dentro de este grupo hay que optar por la sémola, arroz, avena, cebada, copos de maíz, ñoquis, fideos frescos o secos, galletas de agua, panes tipo molde, pastas rellenas como ravioles, sorrentinos y canelones.

* Respecto a las bebidas, el alcohol puede actuar como desencadenante de grandes crisis migrañosas, tanto inmediatas por consumo abusivo o al día siguiente de la ingesta bajo lo que se conoce como “resaca”.

También, se aconseja evitar bebidas cola, gaseosas dietéticas y bebidas energizantes, café y mate.

El vino tinto, la cerveza y los vinos espumantes son los que rápidamente se deben eliminar de la dieta diaria. El vino tinto produce dolor de cabeza a raíz de una sustancia que se llama tanino que se encuentra en la uva. Sí optar por el agua, las gaseosas no cola y el café descafeinado. Se sugiere también evitar en exceso los edulcoranes como los glutamatos en las infusiones.

¿QUÉ HACER?

Por definición, las migrañas deben durar entre 4 y 72 horas. Si el dolor supera esa cantidad de tiempo, es recomendable consultar al médico de inmediato, ya que puede requerirse otro tatamiento con drogas distintas a una crisis habitual como así también solicitarse algunos estudios.

Lo ideal es identificar un posible disparador que haya causado el dolor de cabeza para evitarlo y no seguir aumentando el cuadro de malestar.

Luego, es aconsejable recostarse, no hacer movimientos bruscos, estar tranquilo, permanecer en un ambiente a oscuras y lejos de olores fuertes. Si las crisis migrañosas se repiten, se recomienda consultar a un neurólogo experto en dolor de cabeza ya que existen tratamientos para mejorar la frecuencia de los dolores y la calidad de vida.

Por lo tanto, se aconseja a quien suele tener crisis migrañosas, tanto para el verano que se acerca y para las fiestas que están por llegar, evitar los alimentos que mencionamos, evitar los malos hábitos que van de la mano de la alimentación y las situaciones estresantes, tomar mucha agua para no deshidratarse y hacer ejercicio físico. (Fuente: Pablo A. Schubaroff, Especialista en Neurología. Médico del Servicio de Neurología del Hospital Municipal Bernardo Houssay de Vicente López y Miembro del Grupo de Trabajo de Cefaleas de la Sociedad Neurológica Argentina).

Más información en www.neomundo.com.ar

Nutrición para Mantenernos Jóvenes

Alimentación y envejecimiento

En nuestra sociedad contemporánea es común encontrar personas que opinan que comer mucho es equivalente a buena salud y larga vida.  Sin embargo, si miramos los consejos que se han ofrecido a través de los siglos para alcanzar una vida larga y saludable encontramos que uno de los factores que más se menciona es el de una dieta frugal.  Cuando a principios de este siglo el médico inglés G.M. Humphrey revisó los hábitos de 52 personas que habían alcanzado los cien años de edad encontró, entre otras cosas, que éstos comían poco o moderadamente y consumían muy poca carne.  De hecho, durante siglos se ha hablado de las virtudes del comer poco para una larga vida.  No en balde decía Miguel de Cervantes “come poco y cena menos, que la salud de todo el cuerpo se fragua en la oficina del estómago”.

La Restricción Calórica y el envejecimiento

En el siglo XV un noble de Venecia llamado Luiggi Cornaro comenzó, a los 37 años de edad y tras haber pasado una juventud dedicada a las fiestas y la bebida, a cambiar su estilo de vida por uno que le permitiera vivir 100 años y mantenerse saludable.  Como resultado Cornaro vivió hasta los 103 años de edad manteniéndose activo y con su mente clara hasta el final.  El método que empleó para lograr esto consistió en abstenerse de bebidas alcohólicas y comer muy poco. De hecho a partir de los 37 años de edad la dieta de Cornaro puede clasificarse como un   a especie de semi-ayuno.

Siglos después la receta de Cornaro y Cervantes ha sido validada por los científicos.  En la década de 1930 el Dr. Clive Mcnay de la Universidad de Cornell llevó a cabo un estudio en el que crió a un grupo de ratas con una dieta que contenía tan sólo el 60% de las calorías que normalmente ingerían otras ratas a las que se les permitía comer todo lo que desearan.  Esta dieta restringida fue suplementada con vitaminas y minerales.  El resultado fue que las ratas crecieron a una velocidad menor de lo normal pero vivieron más tiempo y se mantuvieron extremadamente saludables.  Posteriormente se demostró que con esta dieta es posible extender en 60% la vida máxima de una rata.  Es decir la vida de una rata que por lo general dura unos 1,000 días se puede extender hasta unos 1,600 días.  Otros experimentos han demostrado la utilidad de esta dieta una diversidad de especies animales.

El Dr. Roy Walford, conocido gerontólogo de la Universidad de California en Los Angeles ha diseñado una dieta para seres humanos basada en estas premisas.  Es una dieta que durante varios años va gradualmente reduciendo el número de calorías que ingerimos hasta llevarlo al 60% de lo que se consume normalmente.  La idea de hacerlo gradualmente surge del hecho de que si tratamos de bajar abruptamente la cantidad de comida que ingerimos seguramente tendremos problemas de ajuste ya que nuestro metabolismo no está preparado para tal reducción.  Al hacerlo gradualmente permitimos que los mecanismos del cerebro que regulan el metabolismo y el hambre se ajusten.  Walford cree que con una dieta así cualquier persona puede alcanzar 120 años de edad y quizá más.  Es importante no confundir una dieta restringida en calorías con una mala nutrición.  Es sumamente importante seleccionar bien los alimentos para que tengamos una cantidad adecuada de vitaminas y minerales.  Por tanto es esencial eliminar los alimentos que contienen calorías vacías como bizcochos, galletas, mantecados, papitas fritas, azúcar y grasas.

Coma un poco menos para una mejor salud

Como hemos visto, los estudios parecen indicar que una reducción drástica, de hasta 40 por ciento en la cantidad de calorías ingeridas diariamente puede reducir el ritmo de envejecimiento de numerosos órganos y reducir el riesgo de cáncer, diabetes y otras enfermedades. Sin embargo, son pocas las personas que están dispuestas a reducir su consumo de calorías de forma tan extrema, además que una reducción tan grande de calorías puede hacer que la persona se sienta continuamente hambrienta y friolenta. En un estudio llevado a cabo con ratas por investigadores de la Universidad de Florida y publicado en la revista profesional Antioxidants and Redox Signaling, se encontró que una reducción de calorías mucho menor, de alrededor de un ocho por ciento, combinada con ejercicio moderado, equivalente a una corta caminata diaria, a través de la vida puede proveer grandes beneficios a la salud en general, además de proteger el hígado de los daños causados por el envejecimiento. La protección del hígado es sumamente importante ya que este órgano lleva a cabo funciones tales como limpiar la sangre y regular el sistema inmunológico.

En el estudio se encontró que las ratas que comieron todo lo que deseaban y que además no hacían ejercicio desarrollaron un aumento en la cantidad de moléculas dañinas con efectos oxidantes e inflamatorios en el hígado, mientras que las otras ratas a las que se les suplió un poco menos de comida que a las otras y que hicieron ejercicio tuvieron una reducción en la cantidad de estas moléculas dañinas.

Según Christiaan Leeuwenburgh quién fuera el principal autor de este estudio los resultados del mismo apoyan la teoría de que la muerte de las células y los daños a los órganos relacionados con el envejecimiento son causados por moléculas inestables llamadas radicales libres, por la oxidación celular y la inflamación. La reducción de calorías previene la muerte celular y reduce la inflamación, según éste.

El consumo de grasas y el envejecimiento

La evidencia acumulada parece indicar que si queremos una vida larga y saludable debemos pensar en reducir de la cantidad de calorías derivadas de las grasas que ingerimos. En la dieta típica occidental entre un 35 y un 40% de las calorías provienen de las grasas. Una gran cantidad de expertos entienden que para prevenir enfermedades cardiacas es recomendable reducir esto a no más de un 30%. Estudios recientes parecen demostrar que reduciendo la proporción más aún, hasta un 10%, es posible no ya prevenir problemas cardiacos sino incluso limpiar las arterias revirtiendo la arterioesclerosis. Varias dietas y planes entre los cuales figuran la dieta desarrollada por Nathan Pritikim y la “dieta de arroz” desarrollada en la Universidad de Duke están basadas en un consumo extremadamente bajo de grasas como medio de controlar el peso y controlar o revertir diversas enfermedades.  En la actualidad la dieta de este tipo que más publicidad ha recibido es la desarrollada por el cardiólogo californiano Dean Ornish.  Por medio de una dieta vegetariana con no más de un 11% de las calorías derivadas de la grasa combinada con un regimen de ejercicios aeróbicos moderados y técnicas de meditación y relajación para el manejo del estrés muchos de los pacientes del Dr. Ornish han logrado revertir condiciones cardiacas, destapar arterias bloqueadas y mejorar el flujo de sangre hacia el cerebro.

Distintos tipos de grasa: La Dieta Mediterránea

A pesar de estos resultados existen quienes señalan que para lograr los beneficios alcanzados por el Dr. Ornish no es necesario y ni siquiera conveniente reducir tan drásticamente la cantidad de grasas ingeridas.  Este es el caso del Dr. Walter Willett, profesor de nutrición de la Escuela de Salud Pública de la Universidad de Harvard.  Para Willett la evidencia no necesariamente indican que los resultados obtenidos por Ornish se deban a la reducción en la cantidad de grasas ingeridas ya que el programa de Ornish incluye otros factores como el ejercicio y la meditación que pueden también tener efectos considerables.  Para Willett lo importante no es la mera reducción en la cantidad de grasas sino el tipo de grasa que consumimos.  De hecho dice Willett que algunos tipos de grasa son beneficiosos para el organismo.  Willett promueve lo que se ha dado por llamar la “dieta mediterránea”.  Esta dieta se basa en el tipo de alimentación seguido por gran número de personas en Creta, Grecia y el sur de Italia.  Se ha encontrado que a pesar de que la dieta en estas regiones es relativamente alta en grasas – por ejemplo, en Grecia alrededor del 40 por ciento de las calorías provienen de la grasa – los habitantes tienen una de las tasas más bajas de enfermedades crónicas y cardiacas en el mundo.  La clave de estos resultados según Willett está en que la dieta mediterrénea es alta en grasas pero baja en grasas de origen animal  Esta dieta pone énfasis en las frutas, vegetales, granos, pastas y habichuelas.  Las grasas que se consumen son primordialmente de origen vegetal.  El aceite de oliva es la principal fuente de grasas.  El aceite de oliva es rico en grasas monoinsaturadas sobre las cuales según Willett existe abundante evidencia que las señala como buenas para la salud.  Otro aceite rico en este tipo de grasas es el aceite de canola.

http://www.saludparati.com/nutrientesparajuventud.htm

 

Refuerza tu rendimiento intelectual con una buena alimentación

Lo que comemos influye en nuestro humor pero también en nuestro rendimiento intelectual. La memoria, la concentración y el aprendizaje son funciones cognitivas que pueden reforzarse a través de la comida. De la soja al pan, un repaso por los alimentos buenos para el cerebro.

Refuerza tu rendimiento intelectual con una buena alimentación

Jean-Marie Bourre, miembro de la Academia Nacional de Medicina de Francia, subraya que hay cerca de cuarenta sustancias indispensables para el cerebro: 13 vitaminas, 15 minerales, los oligoelementos, 8 aminoácidos y, según la edad, entre 2 y 4 ácidos grasos. Todas ellas corresponden a una centena de alimentos diferentes los cuales comemos en no menos de diez días. Un resumen de las sustancias fundamentales para el fortalecimiento de las meninges.

Azúcar y más azúcar

El cerebro es un gran consumidor de energía, y su principal carburante es el azúcar, que no debe faltar. Los azúcares lentos (pastas, arroz..) son preferibles a los azúcares rápidos (los dulces) ya que permiten que el aporte de glúcidos al cerebro sea constante, mejorando el rendimiento. Antes de un examen o de un esfuerzo intelectual, no hay que dudar en comerse ¡un plato de espaguetis! Durante una prueba, una barra de cereales o de frutos secos puede ser útil. Tampoco hay que olvidar las proteínas, esenciales en la fabricación de hormonas, ni los lípidos, fundamentales para las paredes celulares.

Piensa en la vitamina B

En lo que concierne a las vitaminas, las fundamentales para las capacidades mentales son las que pertenecen al grupo B. La vitamina B9 (ácido fólico), en particular, permite evitar la fatiga intelectual. La encontramos en las nueces, los berros, el queso brie y la yema del huevo. La vitamina B1, por su parte, parece jugar un papel importante en la atención. Según un estudio, sería esencial tomarla en el desayuno para aumentar la capacidad de concentración durante todo el día. La vitamina B12, finalmente, permitiría un desarrollo intelectual armonioso durante la adolescencia.

Ojo con las carencias…

Los minerales no deben olvidarse: son capitales para el funcionamiento del organismo en general y para el del cerebro en particular. El hierro mantiene la memoria y permite el aprendizaje en la infancia. Su aporte lo recibimos a través de la carne. El yodo también juega un rol en las capacidades cognitivas, tanto en el niño como en el adulto. Lo encontramos en las algas, los pescados, los crustáceos, la soja, las judías verdes y los lácteos. Sin embargo, la función del fósforo como fortalecedor de la memoria no se ha comprobado…

¡Hay que beber!

Las pérdidas de agua son más o menos importantes según la actividad, la temperatura, etc. Sin embargo, la deshidratación, si llega a un determinado nivel, tiende a disminuir el volumen sanguíneo y puede reducir la cantidad de agua en el interior de las células. Y las células del cerebro son especialmente sensibles a este tipo de problema. Una pérdida de agua de más del dos por ciento de la masa corporal (es decir, más de ¼ de litro para una persona de 70 kilos) provoca un descenso en el rendimiento físico y puede afectar a los procesos mentales, por ejemplo a la capacidad de concentración. Por eso es fundamental beber al menos un litro y medio de agua al día, aunque no tengamos sed.

Un cortado para la materia gris

Para excitar las meninges, ¿té o café? En efecto, la cafeína aumenta ligeramente las capacidades cognitivas. Esta sustancia acelera la velocidad a la que el cerebro procesa la información. Muchos complementos alimenticios contienen vitaminas y cafeína. Pero esta combinación debe consumirse con moderación. En cambio, hay que evitar completamente los excitantes con alcohol. Las bebidas alcohólicas suelen ser enemigas de la memoria.

Evitar el Alzheimer

El contenido del plato puede evitar que enfermedades como el Alzheimer ataquen el cerebro. El consumo de soja, por ejemplo, tendría un efecto protector en las mujeres. Este fenómeno estaría relacionado con la presencia de isoflavonas, especie de hormonas vegetales femeninas.

Una carencia de ciertas vitaminas del grupo B, sobre todo la B9 y la B12, también estaría relacionada con el desarrollo de esta enfermedad. Y viceversa, un exceso de aluminio podría originar algunos de sus síntomas. De manera general, el desequilibrio alimenticio durante la infancia y la adolescencia podría tener un papel preponderante en la aparición de esta enfermedad.

A. Sousa

Leave a Reply